Si el proyecto finalmente se convierte en ley, podría abrir una enorme afluencia inesperada de inversión fresca y GRANDES ganancias para los que actúen rápido.

Por Ray Blanco, desde Naples, Florida

La marihuana legalizada se está convirtiendo en la oportunidad de inversión más jugosa de la década.

Los mercados se abren en todo el mundo a medida que esta planta –anteriormente prohibida- se va haciendo disponible legalmente.

Probablemente en la actualidad no hay mejor ejemplo que Canadá.

Pero Canadá es solo la punta del iceberg de lo que será un enorme mercado global, en el que hoy se encuentra a la vanguardia.

De hecho, México también está trabajando en cómo legalizar el uso de esta planta.

Las actitudes han cambiado incluso en lugares como Colombia, donde se libró una feroz guerra contra las drogas durante décadas. He viajado personalmente hasta allí para ver esos cambios, y el país está atravesando la transición para convertirse en productor y exportador de marihuana medicinal.

Y éstos son solo algunos ejemplos de una industria con un valor de USD 166.000 millones en todo el mundo que está “saliendo de la sombra”, según indica en un informe Bank of America Merrill Lynch.

Todas las piezas están encontrando su lugar. Y ahora hemos llegado al punto de inflexión en Estados Unidos.

Hoy vemos por qué creo que el cannabis podría ser totalmente legal en Estados Unidos dentro de un año…

Todas las señales apuntan a que el cannabis será legal en Estados Unidos
De acuerdo a un sondeo de opinión pública hecho por Gallup, el apoyo para legalizar la marihuana en Estados Unidos ha alcanzado un máximo histórico de 66% entre la población del país. Se trata de una cifra muy alejada del 12% que encontró la misma firma cuando realizó la primera encuesta del tema en 1969: Además, el apoyo es transversal a los partidos, con el 75 % de los demócratas, el 71% de los independientes y el 53% de los republicanos a favor.

¿Cuál es entonces el problema?

Por ahora el epicentro del conflicto parece estar en el gobierno federal, pero eso cambiará muy pronto.

Pero como acabo de enterarme, para el año próximo el cannabis podría ser legal, con el gobierno federal pasando por encima de las reglas estatales.

Así es, después de décadas de ser una sustancia prohibida, es muy probable que la marihuana sea legal el año que viene. La suerte está echada.

A medida que la carrera presidencial para el 2020 comienza a calentarse, vale la pena señalar que cada uno de los 20 candidatos demócratas apoya la legalización, con la posible excepción del ex vicepresidente Joe Biden, cuya plataforma sobre el cannabis aún está por verse.

Eso significa que podríamos ver un cambio después de la próxima elección, pero es probable que en realidad no tengamos que esperar tanto.


Trump podría cambiar las cosas muy pronto
El mes pasado, el senador republicano por el estado de Colorado, Cory Gardner, se reunión con el Presidente Donald Trump. Gardner tiene buenas razones para hablar sobre la marihuana con él. Su estado fue uno de los primeros en legalizarla, en lo que representó un gran éxito a través de la generación de USD 6.000 millones en actividad comercial. Algo que no quiere terminar.

Durante la reunión, Trump le garantizó al senador republicano que apoyaría un nuevo proyecto de ley en el Congreso que otorgue potestades a los estados en este tema. Esta afirmación guarda relación con algunas cosas que el mandatario estadounidense ha dicho en el pasado.

Pero también expresó que firmaría un proyecto de ley de cannabis que se presentó en el Congreso este año. Se llama Ley de Fortalecimiento de la Décima Enmienda a través de la Responsabilización de los Estados. En inglés su nombre es “Tenth Amendment Through Entrusting States Act”, lo que forma la sigla STATES (ESTADOS).

De esta forma, la ley ESTADOS crea una enmienda de exención en la Ley de Sustancias Controladas vigente desde 1970. La enmienda restringiría la prohibición en los estados que han cambiado sus leyes de cannabis.

Eso incluye a los 33 estados, Washington DC y los territorios que han aprobado leyes que permiten el uso del cannabis medicinal. También incluye a los diez estados que permiten algún tipo de uso legal para adultos.

La ley ESTADOS significa que los funcionarios federales respetarán la legalización o regulación a nivel estatal. Entonces, si un estado permite la asistencia médica, el gobierno federal no perseguirá a las compañías que allí son legales. Si se permite el uso recreativo, se permitirá eso también.

Si el proyecto finalmente se convierte en ley, podría abrir una enorme afluencia inesperada de inversión fresca y GRANDES ganancias para los que actúen rápido.

Sobre ese tema, en Especulación Inteligente tenemos una acción en cartera que esperamos se transforme en una de las grandes ganadoras de esta tendencia. Si quieres ver más detalles sobre esto, te invito a ver el siguiente informe.

Mantente al tanto.

Ray Blanco

Ray Blanco es editor de Especulación Inteligente en Agora Publicaciones. Diseñó y manejó el sistema de redes de una de las firmas de gestión de capital privado más exitosas de Estados Unidos. Estando allí, se metió de lleno en los mercados, trabajando mano a mano con inversores de clase mundial. Hoy en día, se dedica a buscar las mejores oportunidades del mercado en los sectores de vanguardia de la tecnología.