El drama de la guerra comercial y la solidez del dólar están haciéndole la vida complicada al Dow, mientras que ayudan a impulsar las acciones pequeñas a nuevos máximos. Es así de sencillo. 

Por Greg Guenthner

¿Estás buscando acciones que ofrezcan buenas ganancias incluso considerando toda la debilidad que están experimentando los activos blue-chip?

Bueno, entonces creo que eso que buscas lo podemos encontrar en los gráficos…

1: ¿Llorarías por un café que se cayó al piso?

Las acciones de Starbucks (SBUX) no están en su mejor momento.

Los inversores provocaron una mini-crisis la semana pasada cuando la firma anunció que cerraría 150 sucursales debido a sus débiles ventas.

Eso provocó que el papel cayera un 10% el miércoles y la masacre continuó el jueves, cuando la acción se derrumbó a niveles no vistos desde finales de 2016.

Luego se recuperó un poco el viernes para seguir cayendo a media jornada de ayer lunes:

Según reportaba The Street:

“El gigante del café sacudió Wall Street de varias formas, y todas y cada una de ellas generó dudas importantes sobre la salud fundamental de la compañía. Solo días después de que Howard Schultz anunciara su pronta renuncia a su puesto como CEO de la compañía (tal vez para participar en la próxima contienda presidencial de Estados Unidos) este mes y que tomaría una posición como Presidente emérito, las noticias comenzaron a causar incertidumbre sobre el futuro de Starbucks”.

De aquí en adelante, el crecimiento seguirá siendo un problema importante para Starbucks. La compañía reportó crecimientos en las ventas de sus sucursales existentes que no superaba el 1%.

No hay duda de que eso no será suficiente para los inversores y si la compañía no logra controlar sus gastos y demuestra que puede competir en una economía actual saturada de café, las acciones podrían verse en serios problemas.

2: Nada puede detener a las small-caps

Mientras las acciones más grandes del Dow Jones tuvieron que soportar otra semana complicada, las pequeñas siguieron avanzando hacia nuevos máximos tras el quiebre al alza de mayo.

Las acciones más pequeñas comenzaron a separarse de la manada hace más de ocho semanas, cuando comenzaron a entrar en territorio positivo. Y desde entonces estos pequeños soldados no han mirado hacia atrás ni una sola vez.

El Russell 2000 está arriba más de 10% este año. Mientras tanto, el índice Dow Jones acaba de caer a territorio negativo desde que se inició el año.

La obsesión de los medios con la llamada guerra comercial es por lo menos parcialmente responsable del estancamiento de los índices más importantes y de la ventaja que han sacado las small-cap en este mercado. Claro que también hay otras fuerzas en juego en todo esto, y éstas le están dando a las acciones pequeñas una ventaja importante.

Tan solo piensa en la apreciación del dólar a nivel global, como veremos a continuación…

3: ¿Un quiebre en el dólar?

En mayo, el índice del dólar se catapultó a nuevos máximos de 2018, después de un mes repleto de subas formidables.

Luego de un breve retroceso, a la divisa estadounidense le está yendo de maravilla una vez más, alcanzando los niveles de máximos de principios de noviembre del año pasado.

Como dejé entrever un poco más arriba, el dólar fuerte ha tenido un efecto positivo sobre las acciones más pequeñas, ya que la mayoría de sus negocios y operaciones tienden a realizarse en los Estados Unidos y, por lo tanto, en dólares.

Por otro lado, una divisa estadounidense más fuerte le dificulta las cosas a los conglomerados multinacionales. Y si sumamos a la ecuación algunos recortes impositivos, ya tienes en tus manos la fórmula para un rendimiento excepcional en las acciones small-cap.

El drama de la guerra comercial y la solidez del dólar están haciéndole la vida complicada al Dow, mientras que ayudan a impulsar las acciones pequeñas a nuevos máximos. Es así de sencillo.

Saludos,

Greg Guenthner

Greg Guenthner es editor de Especulación Inteligente para Agora Publicaciones.